0

ÚLTIMOS ARTÍCULOS
Cargando...
martes, 7 de junio de 2016

Diacono catolico: Funciones, sacramentos que administra, origen

martes, junio 07, 2016

En la Iglesia Católica, el diácono es el ministro sagrado ocupa el grado inferior en la jerarquía de orden de institución divina y que recibe, por su ordenación, el poder de ayudar inmediatamente al obispo y al sacerdote cuando se celebra una misa solemne.

Esta palabra que proviene del griego significa ayudar a alguien, hacerle un favor, dar un servicio prestado. El diácono, así, es el que sirve en la mesa, el que sirve a Dios trabajando en la obra de la salvación.

La institución de los diáconos data de los primeros años del surgimiento de la cristiandad. Los Doce habían elegido entre sus discípulos a siete hombres para servir la mesa. Les hicieron la imposición de las manos. Sus servicios están caracterizados por la palabra diaconía.

El diaconado rápidamente se extendió fuera de Jerusalén, y antes de la mitad del siglo II, los diáconos existían en todas las comunidades cristianas.

En Roma, los siete diáconos tuvieron a su cargo las siete regiones, donde uno de ellos, que tenía una cierta preeminencia sobre los demás, tomo el nombre de archidiácono.

Establecido de hecho por los apóstoles, el diaconado es en sí una creación de derecho divino, y exige la ausencia de defectos incompatibles con el vestido eclesiástico, el celibato.

La ordenación de los diáconos les confiere el Espíritu Santo, Dios mismo les confiere un poder sacramental.

  • Las funciones de los diáconos en la Iglesia católica son:

Proclama el Evangelio, predica y asiste en el Altar;

Administra el bautismo;

Preside la celebración del matrimonio;

Confiere los sacramentales (como ser la bendición, el agua bendita, etc.);

Lleva el Viático (es decir el Sacramento de la Eucaristía cuando se administra a los enfermos que están en peligro de muerte) pero no administra el sacramento de la unción de los enfermos, ni el sacramento de la reconciliación.

0 Feed Rss de Religión Católica Romana



 
Ir Arriba